Línea de producción Semiautomática vs Automática de cubrebocas N95 ¿Cuál conviene?

La gran demanda de cubrebocas que hay en estos momentos sin duda se sostendrá y muy posiblemente aumentará en los siguientes años.
En el regreso a la nueva normalidad, estos artículos son esenciales para realizar actividades desde familiares o personales, hasta laborales, sin importar el rubro al que nos dediquemos.


Todas estas necesidades se convierten en una oportunidad para hacer una inversión que puede involucrar distintas razones:

• Aumentar el nivel y calidad de producción de cubrebocas N95
• Diversificación de mercado
• Búsqueda de nuevos clientes
• Ofrecer nuevos productos a clientes actuales

Por todos es sabido que los cubrebocas N95 son los más recomendados debido al nivel de protección que ofrecen. La designación N significa que no filtra aceites, mientras que el número se refiere a que filtra hasta el 95% de las partículas aéreas a partir de 0,3 micrones de tamaño.

Diferencia entre cubrebocas N95 y KN95

La diferencia entre el modelo N95 y KN95 radica en la certificación. El N95 responde a la normativa estadounidense del US Center for Disease Control (CDC, por sus siglas en inglés), mientras que el KN95 responde a la normativa en China. En principio, ambas son idénticas.





La importancia de estos cubrebocas es evidente, lo relevante ahora es saber cuáles son las ventajas que ofrece una línea de producción automática frente a una semiautomática para fabricarlos y, por supuesto, conocer los beneficios entre los distintos tipos de líneas de producción automáticas.

Línea de producción automática frente a una semiautomática

• Realizará el trabajo con poca o nula intervención humana (ahorro en mano de obra).
• El número de cubrebocas producido por hora es mayor
• Mayor calidad del producto final

Si bien una línea de producción semiautomática es de operación simple, fácil de usar y con baja tasa de error, estas características alcanzan un mejor nivel de rendimiento cuando se trata de un proceso totalmente automático.

Nueva línea de producción automática de cubrebocas N95 en México

En esta sección te compartimos las características y beneficios de la Línea de Producción de Cubrebocas Automática de la marca YANGLI, modelo YLNF-KN95, que Nexttec Machinery, parte de Grupo Hi-Tec, recientemente trajo a México.


De esta forma contarás con información clara y precisa sobre los beneficios de contar con un sistema completamente automático para producir cubrebocas N95.

• Capacidad de producción de 2,400 piezas por hora
• Operación ininterrumpida 24/7
• Componentes eléctricos de origen europeo
• Se puede adecuar a la fabricación de cubrebocas doblados de hasta 6 capas
• Aumento de producción en un 30% gracias a sus servomotores Estun® y Coordinadores de Movimiento TrioMotion®
• Detección fotoeléctrica para evitar errores, reducir merma e incrementar la productividad
• Sólo se necesita un trabajador para todo el proceso, gracias a su nivel de automatización





Cabe mencionar que, hoy más que nunca, la ventaja de mantener la producción con sólo una persona toma mayor importancia para enfrentar la nueva realidad y las normas sanitarias, las cuales imponen que en los lugares de trabajo haya un número reducido de personal.
Nexttec Machinery y YANGLI se unen para ofrecer a un precio realmente competitivo la Línea de Producción de Cubrebocas Automática de la marca YANGLI, modelo YLNF-KN95 como una nueva solución para las industrias ya consolidadas en la fabricación de equipo no electrónico para uso médico, así como aquellas interesadas en tomar nuevas oportunidades de negocio.
Como sucede con todas las divisiones que conforman Grupo Hi-Tec, Nexttec Machinery trabaja bajo la filosofía de Servicio Global Integrado (SGI), con la cual acompaña a sus clientes antes, durante y después de hacer una adquisición con un excelente servicio técnico, soporte posventa, capacitación y entrenamiento en todo momento.

¡Acércate a nuestros asesores para conocer más sobre esta nueva máquina y cotizarla!

Contacto


Horario de atención



¡Solicita una cotización!